Educación activa

Actividades de vida practica para niños con Sindrome de Down

Cómo practicar múltiples habilidades de la forma más sencilla

La autonomía es uno de los principales objetivos a trabajar en los niños con síndrome de Down. A veces, hacemos las cosas por ellos creyendo que les estamos ayudando, pero en realidad lo que hacemos es frenar su desarrollo y convertirles, a la larga, en personas dependientes.

Cualquier ayuda innecesaria es un obstáculo para su desarrollo

María Montessori

Una vez que nuestro hijo/a ha conseguido caminar y por tanto puede desplazarse con sus manos libres, verás que poco a poco quiere hacer las cosas por sí mismo/a. Es el momento para empezar a hacer algo que le encantará: ACTIVIDADES DE VIDA PRÁCTICA.

Hacer actividades de vida práctica es algo tan sencillo como  dejarles participar en aquello que nos ven hacer todos los días, como el autocuidado o las tareas del hogar, pero adaptadas siempre a su tamaño.

Animar a los hijos a participar en las tareas diarias es algo que los padres suelen hacer de forma natural. María Montessori lo introdujo como base de su pedagogía porque les aporta múltiples beneficios: sentirse autónomos, tener responsabilidades, aprender de sus errores, tomar decisiones, etc.

Los niños en edades tempranas aprenden por imitación, así que si nos ven hacer algo diariamente considerarán intuitivamente que es importante aprenderlo.

Debemos confiar en que podrán hacerlo, siempre que lo adaptemos a su tamaño y a sus habilidades. Por ejemplo, si van a transportar el cuenco de su desayuno, pero aún no caminan con paso firme, es mejor darles uno de bambú o de metal que uno de cerámica o cristal.

Pasos para enseñarles las tareas de vida práctica

Estos son unos pasos sencillos que les van a facilitar el aprendizaje:

  1. Mostrar cómo se hace, con pocas explicaciones verbales, para que se fije sobretodo visualmente.
  2. Dividir la tarea en pasos sencillos (no más de 3 o 4) y ejecutarlos siempre del mismo modo.
  3. Usar materiales reales (no juguetes de plástico) adaptados a su tamaño
  4. Al terminar una actividad, devolverlo todo a su sitio, para que lo pueda usar otra persona o ellos mismos en otro momento.
  5. Tener las cosas a su alcance para que pueda elegir y repetir la actividad libremente.

Beneficios de las actividades de vida práctica

Según la pedagogía Montessori, las actividades de vida práctica les permiten trabajar los 4 pilares básicos del desarrollo:

COORDINACIÓN: entre las manos y entre ojo y mano

ORDEN: las actividades tienen una serie de pasos

INDEPENDENCIA: ser capaces de cuidar de sí mismos y de su entorno

CONCENTRACIÓN y control del movimiento

Así, sin darse cuenta, están trabajando conceptos y habilidades que les serán muy útiles para sus aprendizajes futuros, como el concepto de cantidad o de espacio cuando vierten el agua, la fuerza en la mano cuando escurren una esponja, el movimiento de pinza cuando usan el cuentagotas, los movimientos cruzados cuando barren, etc…

Todo esto genera un sentimiento de capacidad importantísimo en niños con síndrome de Down, que habitualmente se ven apartados en el colegio de tareas que otros niños de su edad sí pueden realizar. Sólo debemos adaptar en casa las actividades a su nivel evolutivo para que las puedan realizar con éxito.

Además los niños están deseando colaborar porque les hace sentir parte importante del grupo familiar con una responsabilidad propia (por ejemplo puede encargarse de llevar las servilletas y el pan a la mesa todos los días)

Propuestas de vida práctica según su nivel de desarrollo

Aquí te doy ejemplos de algunas actividades que pueden realizar, de más sencillas a más complejas.

Basándonos en la observación y el conocimiento de nuestro hijo/a sabremos las que son más adecuadas  y podremos ir avanzando poco a poco hacia las demás.  

Pero, por supuesto, se puede hacer cualquiera que no esté en la lista y que sea de su interés.

1º NIVEL:

Lavarse las manos y la cara
Cepillarse el pelo
Poner la ropa sucia en el cesto
Desvestirse
Limpiar derrames con un trapo
Comer con una cuchara

2º NIVEL:

Barrer
Recoger sus juguetes
Comer con un tenedor
Ponerse el abrigo
Ayudar a hacer la cama o estirar el mantel
Llevar las servilletas a la mesa
Regar las plantas
Ponerse zapatos con velcro
Lavarse los dientes
lavarse-dientes-sindrome-down

3º NIVEL:

Emparejar y doblar calcetines
Poner y quitar la mesa
Alimentar mascotas (con supervisión)
Fregar el suelo
Limpiar el polvo
Sacar la compra de las bolsas
Participar en la cocina (lavar verduras, pelar un huevo, usar un cuchillo de punta redondeada para cortar alimentos blandos como plátano…)
Sacar la basura (acompañado/a)

4º NIVEL:

Ordenar su habitación
Preparar su mochila
Preparar su snack para el cole
Preparar recetas sencillas sin horno
Guardar los cubiertos
Cambiar el papel higiénico
Limpiar ventanas

Seguro que ya estás poniendo en práctica muchas de estas actividades u otras diferentes. Puedes compartir en los comentarios las que más le gusten a tu hijo/a y ayudar a otros padres a encontrar ideas interesantes.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s